CONVERGENCIA POÉTICA
BIENVENIDO A TU CASA DONDE TUS LETRAS SERÁN

RECONOCIDAS

A NIVEL INTERNACIONAL.

Es nuestro lema: La Libertad.
Herramientas del lenguaje
Citas
BIBLIOTECAS
Obras nuestras
smilesmilesmilesmilesmilesmilesmilesmilesmile smile

SANTO/A DEL DÍA
Agosto 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031   

Calendario Calendario

Palabras claves

tortura  Esta  cruel  


MERCÈ RODOREDA -

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

MERCÈ RODOREDA -

Mensaje por CECILIA CODINA MASACHS el Vie Ago 22, 2014 1:37 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

MERCÈ RODOREDA I GURGUÍ 


BIOGRAFÍA


Mercè Rodoreda i Gurguí (Barcelona10 de octubre de 1908 – Gerona13 de abril de 1983) fue una escritora española.
Está considerada una de las escritoras de lengua catalana más influyente de su época, tal como lo atestiguan las referencias de otros autores a su obra y la repercusión internacional, con traducciones a cuarenta idiomas diferentes. Su producción abarca todos los géneros literarios; Rodoreda cultivó tanto la poesía como el teatro o el cuento, aunque destaca especialmente en la novela. Póstumamente se descubrió una vertiente más, la pintura, que había quedado en segundo término por la importancia que Rodoreda daba a la propia escritura:
Escribo porque me gusta escribir. Si no me pareciera exagerado diría que escribo para gustarme a mí misma. Si de rebote lo que escribo gusta a los demás, mejor. Quizás es más profundo. Quizás escribo para afirmarme. Para sentir que soy... Y acabo. He hablado de mí y de cosas esenciales en mi vida, con una cierta falta de medida. Y la desmesura siempre me ha dado mucho miedo.5
Mercè Rodoreda, Prólogo Mirall Trencat
Biografía
Infancia (1908-1921)
Mercè Rodoreda nació el 10 de octubre de 1908 en una pequeña casa con jardín de la calle de San Antonio, actualmente calle de Manuel Angelon, en el barrio de San Gervasio de CassolasBarcelona. Fue hija única del matrimonio formado por Andreu Rodoreda Sallent y Montserrat Gurguí Guàrdia,6 ambos eran grandes amantes de la literatura y el teatro y, de hecho, habían asistido a clases de declamación en la Escuela de Arte Dramático, que posteriormente sería el Instituto del Teatro, impartidas por Adrià Gual. Su madre también tenía un gran interés por la música.
Rodoreda sólo cursó la educación primaria durante dos años, desde 1915 hasta 1917, y en dos escuelas diferentes: el Colegio de Lourdes del barrio de Sarriá y otro centro más cercano a su casa, en la calle de Padua, a la altura de la calle de Vallirana, en Barcelona. El abuelo materno, Pere Gurguí, era un admirador de Jacinto Verdaguer -de quien había sido amigo- y había colaborado como redactor en las revistas La Renaixença y L'Arc de Sant Martí. En el año 1910, Pere Gurguí hizo levantar un monumento en memoria de Jacinto Verdaguer en el jardín de su casa en el que había un grabado con las dos obras más importantes del autor, Canigó y La Atlántida ; ese espacio se convirtió en el lugar de fiestas y reuniones de la familia.9 La figura del abuelo marcó intensamente a Mercè y llegó a considerarlo su «maestro». Gurguí le inculcó un profundo sentimiento catalanista y un amor a la lengua catalana y a las flores, que quedaron bien reflejados a lo largo de toda la obra de Mercè Rodoreda.
Recuerdo la sensación de estar en casa cuando, asomada a la barandilla de la azotea, veía caer sobre el césped y las hortensias las flores azules de la jacaranda. No sabré explicarlo, nunca me he sentido «tan en casa» como cuando vivía en la casa de mi abuelo con mis padres.
Mercè Rodoreda, Imatges d'infantesa.
El 18 de mayo de 1913, con sólo cinco años, actuó por primera vez en una obra de teatro con el papel de la niña Ketty de la obra El misterioso Jimmy Samson, en el Teatro Torrent de les Flors. Años más tarde este personaje fue en cierto modo recuperado para el cuento El bany dentro de la obra Vint-i-dos contes.8
Durante su infancia leyó sobre todo los autores catalanes clásicos y modernos como Jacinto VerdaguerRamón LlullJoan MaragallSagarra y Josep Carner, entre otros, seguramente influida, por el ambiente bohemio que se respiraba en la casa familiar.
El 30 de mayo de 1920 participó en el drama Quince días de reinado en el Colegio Nuestra Señora de Lourdes. En el mismo acto también recitó el poema en catalán La negra.
En 1921, a causa de la muerte del abuelo materno, Pere Gurguí, su tío Juan se instaló en la casa de la familia y cambió el estilo vida imponiendo austeridad y orden convencional. Mercè Rodoreda lo tenía idealizado ya desde las cartas que había recibido anteriormente y acabó casándose a los veinte años,7 con su tío Juan Gurguí, catorce años mayor que ella y que debido al grado de consanguinidad, necesitaron una dispensa papal
Juventud (1921-1939)
Después de la boda, el matrimonio viajó a París en viaje de boda, y luego se instaló en una casa de la calle Zaragoza en Barcelona. Su marido había ido a Argentina de muy joven y había vuelto con una pequeña fortuna.
El 23 de julio de 1929 nació su único hijo, Jordi Gurguí y Rodoreda. A partir de este momento, Mercè Rodoreda empezó a hacer pruebas literarias para lograr liberarse de la dependencia económica y social que le suponía la monótona vida de casada. Fue así como empezó a concebir la escritura como un oficio.12 Cada día se encerraba durante un rato en un palomar azul que había en la casa materna de Manuel Angelon, que posiblemente luego le sirvió de inspiración para escribir La plaza del Diamante. Durante ese tiempo, escribió versos, una comedia teatral (que permanece desaparecida) y una novela. Entretanto, fue proclamada la Segunda República.
Segunda República
En 1931, Mercè Rodoreda empezó a recibir clases en el Liceo Dalmau donde mejoró su conocimiento de la lengua en manos del pedagogo y lingüista Delfí Dalmau i Gener, que le influyó enormemente y le estimuló a formarse, entre ambos surgió un gran vínculo de amistad. Mercè Rodoreda enseñaba lo que escribía a Dalmau, y él la animó a hacer públicos estos primeros textos. Según Dalmau, Mercè Rodoreda era una alumna excepcional que poseía una plenitud espiritual y una prometedora alma de literata.15 Esta admiración hacia Mercè Rodoreda animó a Dalmau a pedirle que contribuyera en su obra Polémica; ella contestó afirmativamente y la pieza se publicó en 1934.15 Según reconoció el maestro Delfí Dalmau, esta obra también había sido realizada con las observaciones de Rodoreda.
En el año 1932, se publicó la primera novela de Mercè Rodoreda, en la editorial Catalonia, titulada Sóc una dona honrada? -¿Soy una mujer honrada?- y también algunos cuentos para varios diarios. La obra pasó casi desapercibida hasta que optó al Premio Joan Crexells del año 1933, aunque el ganador de aquel año fue Carles Soldevila.
El 1 de octubre de 1933 inició su carrera periodística en la revista semanal de Clarisme donde publicó veinticuatro contribuciones: cinco prosas sobre cultura tradicional, trece entrevistas, dos reseñas, un cuento y tres comentarios de temática político-cultural, musical y cinematográfico. Aquel mismo año entró a formar parte de la Asociación de la Prensa de Barcelona, hecho que ponía en evidencia la intención de formalizar su colaboración con el trabajo periodístico.
En la primavera de 1934, Mercè Rodoreda publicó su segunda obra Del que hom no pot fugir, en las ediciones de la revista Clarisme. En mayo de aquel mismo año, ganó el Premio del Casino Independiente de los Juegos Florales de Lérida con el cuento La sireneta i el dofí, actualmente perdido.
Después de escribir esta segunda obra, Joan Puig i Ferreter, director de Ediciones Proa, la visitó y se interesó para publicarle su próxima obra: Un día en la vida d'un home, publicada en el otoño de ese mismo año.17 Rodoreda comenzó a introducirse en el mundo literario gracias a la ayuda del mismo Puig i Ferreter, que le abrió las puertas del Club de los Novelistas, formado por autores como Armand ObiolsFrancesc Trabal o Joan Oliver, que también eran antiguos miembros del «Grupo de Sabadell».20 En aquel tiempo, se adentró en la lectura de les novelas de Fiódor Dostoievski.20
Desde 1935 hasta 1939, publicó un total de dieciséis cuentos infantiles en el periódico La Publicitat,en la sección Un rato con los niños.21 Además, publicaba a la vez cuentos en los medios de prensa como La RevistaLa Veu de Catalunya y Mirador, entre otros.
Le fue editada en 1936 su cuarta novela Crim (Crimen). Posteriormente Rodoreda rechazaría esta novela junto con las otras tres anteriores por considerarlas fruto de la inexperiencia.
Guerra civil
Al iniciarse la Guerra Civil española, Rodoreda colaboró con el cargo de corrector de catalán en el Comisariado de propaganda de la Generalidad. En este ambiente conoció escritores de la época como Aurora Bertrana y Maria Teresa Vernet, y estableció lazos de amistad con Susina Amat, Julieta Franquesa,Anna Murià y Carme Manrubia.
El Premio Joan Crexells del año 1937 se otorgó a Mercè Rodoreda por su obra aún no publicada Aloma.23 En este mismo año de 1937, Rodoreda puso fin a su matrimonio al separarse de su marido.12 Su supuesto amante, Andrés Nin, fue detenido el día 16 de junio frente a la sede de su partido en La Rambla de Barcelona, donde días más tarde fue torturado y asesinado por agentes de la policía soviética por orden del General Alexander Orlov en la prisión de Alcalá de Henares.
En el año 1938, fue publicada por la Institución de las Letras Catalanas la quinta novela de Mercè Rodoreda titulada Aloma. Esta fue la primera obra que Rodoreda aceptó como obra suya, aunque posteriormente la reformó y publicó de nuevo. El mismo año, en representación del PEN Club de Cataluña, viajó junto con el escritor catalán Francesc Trabal, y leyó una bienvenida escrita por Carles Riba en el congreso internacional del PEN club en Praga.
Exilio (1939-1972)
El 23 de enero de 1939 se exilió a Francia, Rodoreda creía que el exilio sería por poco tiempo y dejó a su hijo a cargo de su madre.25 Aunque Mercè Rodoreda no había participado nunca en política, se exilió por consejo de su madre, que temía problemas a causa de las actividades de colaboración con publicaciones en catalán y algunas revistas de izquierda de años anteriores Junto con otros intelectuales de la época, fue de Barcelona a Gerona con un bibliobús propiedad de la Consejería de Cultura de la Generalidad de Cataluña, para después seguir el camino hacia la frontera francesa y Perpiñán.
Terminó la guerra, y tuvimos que salir de España. Yo, no por nada, porque yo nunca había hecho política, pero el hecho de haber escrito en catalán, y por haber colaborado en revistas, digamos «de izquierdas», etcétera, etcétera. Y aconsejada por mi madre, me fui pensando que al paso de tres, cuatro o cinco meses volvería a mi casa, pero luego se fue eternizando
Mercè Rodoreda en la entrevista A fondo (1981).
Roissy-en-Brie
Se instaló en los arrabales de París a finales de febrero y a principios de abril se trasladó a Roissy-en-Brie, una localidad cercana al este de la capital donde se instaló en el castillo de Roissy-en-Brie, una construcción del siglo XVIII, que se ofrecía para refugiar a escritores Compartió casa con Anna Murià, Cesar August Jordana, Armand Obiols, Francesc Trabal y Carles Riba.
En Roissy-en-Brie surgieron varias relaciones amorosas, una de ellas fue entre Mercè Rodoreda y Joan Prat i Esteve, más conocido con el seudónimo de Armand Obiols. El problema en el castillo surgió porque Armand Obiols estaba casado con la hermana de Francesc Trabal y tenían un hijo en común que se había quedado en Barcelona junto con su madre.28 Además, la suegra de Armand Obiols había viajado con Trabal hasta Roissy-en-Brie junto con otros miembros de la familia Trabal. En consecuencia, este adulterio dividió a los exiliados catalanes en dos bandos contrapuestos Según Anna Murià, Francesc Trabal se oponía no sólo por su hermana sino por celos, ya que habría mantenido una relación con Mercè Rodoreda en secreto en Barcelona que sólo conocían ellos dos y su confidente. Rodoreda de toda esta historia quiso escribir un libro titulado La novel·la de Roissy, sin embargo, no lo terminó nunca. El ambiente de estabilidad que ofrecía el castillo fue perturbado por el inicio de la Segunda Guerra Mundial. En ese momento algunos decidieron huir hacia países de Latinoamérica y otros prefirieron quedarse en Francia; este último destino fue el elegido por Rodoreda y Obiols. En consecuencia, se trasladaron a la casa Villa Rosset, en la periferia del pueblo.
Huida de los nazis
Mercè Rodoreda, junto con otros escritores que aún se refugiaban en Francia, tuvo que huir de París, a mediados de junio de 1940, por el avance de los soldados alemanes que iban en dirección a Orleans por la vía de Artenay. Josep Maria Esverd pudo conseguir una camioneta para huir de Francia, sin embargo, al día siguiente fue requisada por las tropas francesas.30 Tras un intento fracasado de coger el tren, tuvieron que huir a pie hacia el sur. El objetivo era atravesar el río Loira para poder entrar en la zona no ocupada, pero poco antes de llegar a Orleans la vieron en llamas y no quedaba ningún puente en pie en ese tramo del río Loira, en consecuencia , se desviaron de la ruta fijada.
Entonces, iniciamos la retirada a pie durante tres semanas. Unas tres semanas huyendo de los nazis y caminando por las carreteras francesas [...] Pasamos por un puente a Beaugency que lo estaban minando los artilleros franceses. Era una tarde con un cielo muy oscuro y muy bajo. Comenzaron a bombardear el puente, los alemanes, con unos estukes que daban miedo, y se veían los rosarios debombas como caían y explotaban allí cerca. [...] Había muertos sobre el puente. Algo terrible! Entonces, nos dirigimos a Orleans, pensando que podríamos allí descansar un día o dos, pero cuando llegamos a las vistas de Orleans... Orleans estaba en llamas, porque acababan de bombardearla. Fue entonces cuando dormimos en una casa de campo que olía a carne pasada y vino agrio, se notaba que había pasado mucha gente por esa casa; y dormimos allí toda la noche viendo desde las ventanas Orleans ardiendo.
Mercè Rodoreda en la entrevista A fondo (1981)
Durante doce días se resguardaron en una granja hasta la firma del armisticio del 22 de junio de 1940, después de haber atravesado el Loira a través de la localidad de Meung-sur-Loire que se encontraba totalmente destruida. De allí viajaron aún más al sur hasta establecerse esta vez en Limoges.
Limoges-Burdeos
En Limoges, se instaló en una habitación en el número 12 de la calle de las Hijas de Nôtre Dame. Fueron unos años duros para la autora, pues el 5 de junio de 1941 su compañero sentimental Armand Obiols fue detenido, y se quedó sola hasta octubre de ese mismo año. Durante aquel tiempo, Armand Obiols tuvo que hacer trabajos forzados en Saillat-sur-Vienne en una cantera. Sin embargo, diversas gestiones de Rodoreda consiguieron que fuera destinado a Burdeos. Cuando Obiols ya estuvo en mejores condiciones de vida en Burdeos, Rodoreda se involucró en un círculo de estudio dedicado a la lectura y el aprendizaje del inglés.
Durante los meses posteriores, la relación entre Mercè Rodoreda y Armand Oriols fue sobre todo a distancia, y sólo esporádicamente se pudieron ver en persona. No fue hasta finales de agosto de 1943, que Rodoreda se trasladó al número 43 de la calle Chauffor de Burdeos donde se reencontró con su amante. En Burdeos vivió momentos muy duros y se dedicó a la costura, según palabras suyas, «hasta el embrutecimiento» en un almacén durante gran parte del día, un trabajo que no le dejaba tiempo para escribir.
He hecho blusas de confección a nueve francos y he pasado mucha hambre. He conocido gente muy interesante y el abrigo que llevo es herencia de una judía rusa que se suicidó con veronal. En Limoges se quedaron con un ovario mío, pero lo que no dejaré en Francia será mi energía y mi juventud, hasta cincuenta años pienso conservar un cierto genre fregate[...] Y, sobre todo, quiero escribir, necesito escribir, nada me da tanto placer desde que vine al mundo, como un libro mío recién editado y con olor a tinta fresca. Lamento no haberme ido con vosotros, me habría sentido más acompañada, habría trabajado, me pesan todos estos años inútiles, desmoralizadores, pero me vengaré. Haré que sean útiles, estimulantes, que tiemblen mis enemigos. A la menor ocasión volveré a hacer una entrada de caballo siciliano. No habrá quien me pare.
Mercè Rodoreda, Extracto de la carta a Anna Murià (Burdeos19 de diciembre de 1945)
avatar
CECILIA CODINA MASACHS
Moderador
Moderador

Mensajes : 8042
Fecha de inscripción : 17/08/2012
Edad : 66
Localización : Valencia-España

Volver arriba Ir abajo

Re: MERCÈ RODOREDA -

Mensaje por Amalia Lateano el Sáb Ago 23, 2014 4:01 pm

Estimada Sor Cecilia:

Es curioso lo que me pasa con  MERCÉ. Ahora de adulta es cuando la disfruto más.
Leí varias en la adolescencia, y no me gustaron mucho.
Pero con el paso del tiempo su obra se engrandece. Besitos agardecidos
avatar
Amalia Lateano
Administrador General
Administrador General

Mensajes : 15847
Fecha de inscripción : 01/08/2012
Edad : 58
Localización : Rojas

http://www.amalialateano.com.ar

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.